SOCIAL

¿Cuál es la psicología detrás de los actos terroristas como el sucedido en París?

Curación de Contenido por Gustavo Novelo

Los recientes atentados de París nos han conmocionado. Al menos hay hasta el momento 132 muertos a raíz de la masacre. Los ataques se produjeron en seis puntos de la ciudad de forma casi simultánea. El Estado Islámico reivindicó la autoría de los atentados a través de un comunicado en las redes sociales.

Al escuchar todas estas evidencias no dejamos de preguntarnos  ¿qué les puede pasar a los terroristas por la cabeza para cometer estos terribles ataques y sembrar muerte?. Es imposible no intentar pensar cuáles son los motivos que llevan a alguien a inmolarse frente a un estadio de fútbol o disparar a decenas de personas durante un concierto.

Desde una perspectiva puramente psicológica, es difícil comprender las razones por las que una persona se une a grupos radicales como el ISIS.  Evaluar su comportamiento “desde lejos”  puede llevarnos a definir motivaciones erróneas, como señalan desde la Asociación Americana de Psicología.

Sin embargo uno de los mayores especialistas en este ámbito de la psicología es John Horgan. Este experto de la Universidad del Estado de Pennsylvania ha realizado más de 60 entrevistas con terroristas, en las que sacó una serie de conclusiones preliminares sobre estas personas:

◾Son individuos que suelen sentirse enojados, alineados o privados de sus derechos.

◾También creen que su participación política actual no les da poder para lograr un cambio real.

◾Por otro lado, se identifican con las víctimas que perciben dentro de la “injusticia social” contra la que según ellos están luchando.

◾Sienten además la necesidad de tomar medidas, en lugar de debatir sobre el problema.

◾Según su percepción, la violencia contra el Estado no puede ser calificada como “inmoral”.

◾A veces también tienen amigos o familiares que simpatizan con la misma causa.

◾Valoran que unirse a los movimientos terroristas les ofrece recompensas sociales y psicológicas como la aventura, la camaradería o un mayor sentido de identidad propia.

La muestra valorada por Horgan es, evidentemente, demasiado pequeña como para extender estas características a todos los terroristas. Es también importante no solo conocer rasgos individuales, sino analizar por qué una persona se une a movimientos como el Estado Islámico. Otros especialistas señalan el contexto social y cultural como un parámetro fundamental para analizar la psicología detrás de barbaries como los atentados de París.

El psicólogo Tom Pyszczynski planteó la hipótesis de la “gestión del terrorismo”, mediante la cual estos individuos no tienen miedo a la muerte dado que se refugian en la cultura y la religión que funcionan como “elementos protectores” -al menos a nivel mental para sí mismos-. En cierta manera, el comunicado del ISIS confirmaría las ideas planteadas por Pyszczynski:

Otros informes, como el realizado por la Universidad de Florida, destacan que “la enfermedad mental no es un factor que explique la conducta de los terroristas”. Tampoco podemos definir a estas personas como “psicópatas”, sostienen los investigadores. En el caso particular de los islamistas, la inmolación debe entenderse dentro de un contexto cultural en el que el “martirio” y “dar la vida a Alá” están incluidos dentro del concepto árabe de “istishad”, por aberrante e irracional que nos parezca.

La incertidumbre, el miedo, la angustia y el horror son las emociones que nos marcan en las primeras horas de un ataque terrorista y es lo que buscan crear en nosotros los que llevan a cabo estos actos.

Es de suma importancias  conocer más de cerca y a profundidad  la psicología que hay detrás de estos actos terroristas con el fin de terminar o al menos reducir  estos actos violentos supuestamente llevados a cabo en nombre de Dios.

Fuente: www.elespanol.com

Deja un comentario