La ansiedad en el lugar de trabajo disminuye el rendimiento laboral

Una nueva investigación encontró que la incorporación de más problemas a un trabajo, ya de por si estresante, puede conducir a generar más ansiedad que a la vez impacte directamente el desempeño en el trabajo.

En el estudio, los investigadores descubrieron que el rendimiento general de trabajo está estrechamente relacionado con la calidad de las relaciones entre los empleados, sus jefes y sus compañeros de trabajo.

Los profesores Julie McCarthy y John Trougakos de la Universidad de Toronto, junto con Bonnie Cheng de la Universidad Politécnica de Hong Kong, exploraron los efectos de la ansiedad de trabajo entre los oficiales de la Policía Real Montada de Canadá, un servicio de policía a nivel nacional.

Encontraron que los altos niveles de energía emocional necesaria para hacer frente a la ansiedad laboral conducen a un estado de agotamiento que reduce directamente el desempeño del trabajo.

“La ansiedad en lugar de trabajo es un problema grave no sólo para la salud de los empleados, sino también para toda una organización”, dice Trougakos, quien es experto en comportamiento organizacional.

Los investigadores creen que el estrés generado por las relaciones laborales que acompañan a un trabajo puede convertirse en un punto de inflexión cuando se añade a los factores de estrés normales del trabajo.

No es ningún secreto que el trabajo de los oficiales de policía es altamente estrés. No sólo se enfrentan a delincuentes violentos, a escenas de crimen, victimas del abuso y la muerte, sino que también experimentan inmensa sospecha pública y escrutinio. Es un papel difícil, especialmente cuando esta actividad se centra en servir y proteger al público.

“Los agentes de policía, al igual que todos nosotros, tienen una cantidad limitada de recursos que se pueden aprovechar para hacer frente a las exigencias de su trabajo”, dice McCarthy, quien es un experto en la integración de la vida laboral y manejo del estrés. “Si estos recursos se agotan entonces los altos niveles de ansiedad del trabajo darán lugar al agotamiento emocional y esto en última instancia afectará el desempeño del trabajo.”

El estudio, que involucró a 267 oficiales de la Policía Real Montada de Canadá, encontró que la calidad de las relaciones de los oficiales que tienen con sus compañeros y supervisores pueden ayudar a reducir los efectos potencialmente nocivos de la ansiedad en su lugar de trabajo.

Los supervisores y compañeros de trabajo que son empáticos y proporcionan apoyo emocional al escuchar a sus compañeros tienen un rol muy importante para fomentar un ambiente de trabajo positivo, señala McCarthy. Este tipo de fuertes relaciones interpersonales se basan en los altos niveles de entendimiento y confianza, que permite que las necesidades individuales se satisfagan.

“Nuestros resultados destacan la importancia de los programas que permiten a los empleados recuperarse, aumentar la resiliencia y desarrollar fuertes redes de apoyo social en el lugar de trabajo”, dice Julie McCarthy.

Las estadísticas sobre la ansiedad en el lugar de trabajo moderno son alarmantes, por ejemplo una encuesta muestra que el 41 por ciento de los empleados de una gama de industrias informan altos niveles de ansiedad en el lugar de trabajo. La esperanza, dice McCarthy, es destacar la importancia de contar con fuertes redes de apoyo social no sólo en ocupaciones de alto estrés, sino en cualquier tipo de trabajo.

“Organizaciones como la Policía Real Montada de Canadá han dado grandes pasos en el desarrollo de técnicas para amortiguar los efectos de la ansiedad entre sus funcionarios”, dice McCarthy.

“Nuestra esperanza es que esta investigación dispare el interés en otras organizaciones para que estén consientes de los efectos debilitantes en un lugar de trabajo estresante y la importancia de desarrollar estrategias para ayudar a los trabajadores a hacer frente a la ansiedad en el lugar de trabajo.”

Fuente: Journal of Applied Psychology.

Deja un comentario