EDUCATIVA

La música y el lenguaje moldean nuestro cerebro

Curación de Contenido por Gustavo Novelo

Una investigación reciente ha sido pionera en desarrollar una forma de medir cómo el cerebro tiene sentido del sonido, lo que sugiere que la capacidad del cerebro para procesar el sonido está influenciada por todo, desde la reproducción de la música y el aprendizaje de un nuevo idioma hasta el envejecimiento, trastornos del lenguaje y la pérdida de la audición.

“Los sonidos de nuestras vidas cambian nuestro cerebro”, dijo Nina Kraus, quien es una inventora, música aficionada y directora del Laboratorio de Neurociencia Auditiva en la Universidad Northwestern. “En nuestro laboratorio, investigamos cómo nuestra vida entorno al sonido cambia nuestro cerebro, y cómo diferentes formas enriquecen o rechazan la influencia de cómo nuestro cerebro procesa el sonido.”

Para medir la respuesta del cerebro al sonido, la investigadora jugó con la voz o la música directamente en los oídos de los voluntarios del estudio. Entonces, midió la electricidad creada por el cerebro a través de sensores conectados a las cabezas de los participantes.

Los resultados del estudio indican que durante toda la vida, las personas que activamente pueden escuchar música (como hobby) pueden oír mejor el ruido que los que no  escuchan  música. El trabajo de Kraus también sugiere que la pobreza y el nivel educativo de la madre pueden afectar la capacidad del niño para procesar las partes esenciales del sonido.

“A través del estudio  fuimos capaces de ver cómo el cerebro procesa los ingredientes esenciales del sonido, que tienen sus raíces en el tono, el momento y el timbre”, dijo Kraus .

La nueva capacidad de medir el procesamiento de sonido en el cerebro ha dado lugar a otros descubrimientos importantes en neuroeducación por Kraus y su equipo. Los  estudios también se han llevado fuera del laboratorio, en escuelas, centros comunitarios y clínicas.

“Darle sentido al sonido es una de las tareas más complejas computacionalmente hablando ya que procesamos en nuestro cerebro la información en microsegundos”, dijo Kraus.

“No es de extrañar que en el estudio nos encontramos con diferentes  tipos de trastornos algunos generados por recibir un golpe en la cabeza, otros por problema psiquiátricos o simplemente al envejecer. Finalmente con estos estudios nos damos cuenta que al medir el procesamiento del sonido en nuestro cerebro puede ser una buena  medida de la salud del cerebro”.

Fuente: ScienceDaily .

Titulo del articulo:”How music, language shape the brain.”

Fecha de aparición: 14 de Diciembre 2015.

Deja un comentario