RELACIONES

Las habilidades sociales deficientes que tienen algunos hombres pueden impedirlos a no encontrar pareja

Curación de Contenido por Gustavo Novelo

Las habilidades sociales deficientes que tienen algunos hombres pueden impedirlos a no encontrar pareja.

Una nueva investigación sugiere que en el mundo occidental moderno los hombres necesitan habilidades sociales apropiadas para coquetear e impresionar a posibles parejas matrimoniales. Los investigadores observan que en el pasado, los matrimonios forzados o arreglados significaban que los hombres socialmente ineptos y poco atractivos no tenían que adquirir habilidades sociales para encontrar un interés amoroso a largo plazo.

Hoy, los hombres deben poder encender el hechizo para conquistar mujeres si quieren encontrar una compañera.

En el estudio, el Dr. Menelaos Apostolou, de la Universidad de Nicosia en Chipre analizó más de 6.700 comentarios que dejaron los hombres en el popular sitio web de noticias y medios sociales Reddit.

Descubrió que los hombres que tienen dificultades para coquetear o que no pueden impresionar al sexo opuesto pueden permanecer solteros porque sus habilidades sociales no han evolucionado para satisfacer las demandas sociales de hoy en día.

Hasta el 35 por ciento de las personas en las sociedades norteamericanas y europeas son solteras o viven solas. Para entender por qué la soltería está tan extendida en estas sociedades occidentales, Apostolou analizó 6.794 de los 13,429 comentarios que se recibieron luego de una publicación anónima en Reddit en 2017 en que preguntó: “Chicos, ¿por qué están solteros?”

Sus hallazgos indican que la mayoría de los hombres que respondían la pregunta no estaban solos pero deseaban tener una relación.

Apostolou estableció al menos 43 razones por las que estos hombres pensaron que eran solteros. Tener una apariencia pobre y ser bajo o calvo fueron las razones más frecuentes que presentaron, seguidas por la falta de confianza.

No hacer el esfuerzo y simplemente no estar interesado en las relaciones a largo plazo también fueron importantes en la lista, junto con la falta de habilidades para flirtear y ser demasiado tímido. Algunos dijeron que habían tenido malas experiencias en relaciones anteriores que no se atrevían a meterse en otra.

Otros sentían que eran demasiado quisquillosos, no tenían la oportunidad de conocer mujeres disponibles o tenían diferentes prioridades. Algunos de los hombres habían experimentado problemas de salud mental, problemas sexuales o habían tenido alguna  enfermedad, discapacidad o adicción.

Apostolou cree que hay razones evolutivas por las cuales algunos hombres modernos no pueden acercarse con éxito a las mujeres. De acuerdo con el llamado argumento de desajuste, sus habilidades sociales no se alinean con las cualidades necesarias hoy en día para causar una buena impresión.

Él explica que en un contexto preindustrial, la competencia entre hombres era fuerte, y las esposas a veces se obtenían por la fuerza. Si bien en un aspecto esto dejaba a los hombres pocas opciones sobre quiénes serían sus esposas, también significaba que su apariencia era irrelevante, y no necesitaban saber cómo atraer al sexo opuesto.

Los hombres socialmente ineptos y poco atractivos pueden no haber sido solteros porque sus relaciones fueron reguladas por sus padres.

“Los hombres modernos solos a menudo carecen de habilidades para cortejar porque en un contexto preindustrial ancestral, las presiones de selección sobre los mecanismos que regulaban el esfuerzo de apareamiento y la selectividad eran débiles”, dijo Apostolou.

“Dichas habilidades son necesarias hoy en día, porque en las sociedades postindustriales la elección del compañero no está regulada ni es forzada, pero las personas tienen que encontrar parejas por sí mismas”.

El estudio aparece en la revista Evolutionary Psychological Science.

Fuente: Springer

Agradecemos tu donativo para continuar con nuestro proyecto de “Psicología al Día”. Sin publicidad, sin barreras, sin trampas, solo noticias de Psicología, gratuitas para todos. Pero no podemos hacerlo sin ti.

Deja un comentario