Todo lo que se necesita es tener un buen amigo para fomentar la resiliencia

Un nuevo estudio muestra que con tan solo una estrecha amistad de apoyo puede esto ayudar a los jóvenes procedentes de entornos de bajos ingresos a crecer sanamente en circunstancias difíciles.

Los jóvenes de zonas de bajos ingresos normalmente se enfrentan a retos importantes para una buena salud física, la salud mental, el rendimiento académico, y el empleo, señaló la doctora Rebecca Graber, una psicóloga de la Universidad de Sussex en Inglaterra.

Aunque investigaciones previas observaron grupos de amistades de mayor tamaño, el nuevo estudio al que hacemos referencia, examinó si los mejores amigos de los jóvenes podrían contribuir positivamente a la capacidad de recuperación, incluyendo la autosuficiencia, una perspectiva equilibrada sobre la vida, y la capacidad de tomar un nuevo significado en circunstancias difíciles.

Para el nuevo estudio, Graber, en colaboración con la profesora Rhiannon Turner de la Universidad de Queen en Belfast y la profesora Anna Madill de la Universidad de Leeds, encuestaron a 409 estudiantes entre las edades de 11 y 19 en tres escuelas y dos colegios en Yorkshire. Las escuelas estaban en áreas con mala situación socioeconómica.

Los alumnos participaron en evaluaciones psicológicas para medir la calidad de sus amistades más cercanas, su capacidad de resistencia frente a las experiencias adversas, y la forma en que normalmente hacen frente a los problemas.

Las investigadoras encontraron que tanto los niños y niñas con mejores amistades encontraron formas eficaces de afrontamiento – tales como la planificación, reformulación de un problema de una manera positiva, y el uso de apoyo emocional – que les ayudaron a desarrollar la capacidad de adaptación a los retos complejos.

Pero los resultados del estudio también descubrieron una diferencia significativa entre los géneros. Mientras que las niñas con mejores amistades tenían una ligera tendencia a promover formas arriesgadas e ineficaces de hacer frente a la adversidad, como sentimiento de culpa y el consumo de sustancias, los varones con  mejores amistades no siguieron este patrón.

“Las investigaciones tradicionales sobre la promoción de la resiliencia en los jóvenes se han centrado en el apoyo de la familia, los resultados de este estudio señalan que las amistades son también importantes “, dijo finalmente Graber. “Son los chicos y chicas con mejores amistades que encuentran  una importante fuente de sentido y  fuerza para dar la cara ante la adversidad”.

Fuente: British Journal of Psychology

Deja un comentario