SALUD MENTAL

El estado de ánimo de la mamá puede ayudar o afectar el sueño de su hijo o hija

Curación de Contenido por Gustavo Novelo

El estado de ánimo de la mamá puede ayudar o afectar el sueño de su hijo o hija.

El estado de ánimo depresivo de la madre antes y después del nacimiento de su hijo o hija se relaciona con trastornos del sueño infantil, de acuerdo con datos piloto recientes de un estudio longitudinal en niños de kindergarten.

“Lo más sorprendente de nuestros resultados fue la función de mediación del comportamiento infantil en la relación entre la emoción materna y la calidad del sueño de los niños. Esto demuestra que la emoción durante el embarazo afecta el comportamiento de un niño, lo que afecta aún más su sueño “, dijo la investigadora y autora principal del estudio, la Dra. Jianghong Liu.

Liu es profesora asociada en las Escuelas de Enfermería y Medicina de la Universidad de Pensilvania.

“Además, descubrimos que la felicidad aumentó a lo largo de los trimestres y que la felicidad durante el segundo y tercer trimestre fue protectora contra los problemas de sueño de los niños”.

Los participantes incluyeron 833 estudiantes de kínder con una edad promedio de alrededor de seis años. El estado emocional de las mujeres, incluida la emoción depresiva prenatal/postnatal y la felicidad percibida durante los trimestres, se evaluó mediante un conjunto de preguntas de diseño propio con una escala de 5 puntos para la felicidad y una escala de 3 puntos para la depresión.

Los problemas del sueño se evaluaron usando el subdominio de sueño de la Lista de Verificación del Comportamiento del Niño (Child Behavior Checklist, CBCL). Los problemas de comportamiento infantil se midieron usando el puntaje total del CBCL. Se realizaron modelos lineales generales para examinar las asociaciones ajustadas entre los problemas de sueño de la infancia y el estado emocional de la madre.

Los modelos estadísticos mostraron que los hijos de mujeres que expresaban emociones depresivas durante el período postnatal o durante el período prenatal y posnatal tenían más probabilidades de presentar alteraciones del sueño.

Del mismo modo, el aumento de los niveles de felicidad en el segundo y tercer trimestre se asoció significativamente con un menor riesgo de problemas de sueño en los niños. Los resultados muestran un efecto de mediación significativo del comportamiento del niño sobre la emoción materna y la relación de sueño infantil.

Según Liu y sus coautores estadounidenses y chinos (doctores Xiaopeng Ji, Guanghai Wang, Yuli Li y Jennifer Pinto-Martin), estos resultados son dignos de mención porque resaltan la importancia de la salud emocional materna prenatal y su impacto en los resultados del sueño infantil.

“Estos resultados promueven el cuidado de la salud materna y la felicidad durante el embarazo y alientan los roles del apoyo familiar y comunitario para ayudar a las madres embarazadas. Esto beneficiará no solo la salud materna sino también la salud a largo plazo del comportamiento y el sueño de su hijo “, concluyó Liu.

El resumen de investigación aparece en un suplemento en línea de la revista Sleep y se presentó en SLEEP 2018, la 32ª reunión anual de Associated Professional Sleep Societies.

Fuente: Academia Estadounidense de Medicina del Sueño/EurekAlert

Deja un comentario