EDUCATIVA

La retroalimentación positiva de los maestros a sus estudiantes puede mejorar su desempeño

Curación de Contenido por Gustavo Novelo

Investigadores de la Universidad de Missouri han desarrollado una nueva herramienta para observar y medir la interacción del profesor con todos sus alumnos en aula. La herramienta contribuye a enriquecer las investigaciones anteriores que han descubierto que las interacciones entre estudiantes y maestros durante el día escolar son factores importantes que influyen en el comportamiento y los resultados académicos de los estudiantes.

Como resultado de las pruebas de este método dentro de salones de clase, la doctora Wendy Reinke, profesora asociada de la facultad de psicología de la Universidad de Missouri y coautora del estudio, encontró que los estudiantes con una atención negativa por parte de los profesores tienen más problemas con la regulación emocional, concentración, y desarrollan comportamientos perjudiciales.

Los investigadores también encontraron que los maestros dieron una atención más negativa a los estudiantes afroamericanos varones.

“Encontrar una manera eficiente, precisa y consistente para observar las interacciones entre maestros y estudiantes es importante, no sólo para la investigación educativa, sino también para evaluar y asesorar a los maestros”, dijo Reinke, que también es codirectora del Centro de Prevención de Missour .

“La interacción del estudiante-profesor es importante porque los alumnos van a repetir lo que observan si dichas acciones atraen su atención. Si un maestro da atención a un estudiante por conductas prosociales, como elogiarlos por su buen desempeño, entonces el estudiante tiene más probabilidades de hacer un buen trabajo similar en el futuro.

Si un maestro llama la atención a un estudiante por problemas de comportamiento, y lo reprende por interrumpir en clase, es más probable que el estudiante también repita este comportamiento – especialmente si esta es la única manera de conseguir la atención de los maestros”.

El modelo observacional desarrollado por Reinke y sus compañeros de investigación se llama “Interacción Breve de Observación Profesor- Estudiante# (Brief Student-Teacher Classroom Interaction Observation, ST-CIO) y consiste en una observación de cinco minutos desarrollada para evaluar rápidamente las interacciones de los maestros.

El ST-CIO puede ser utilizado para monitorear las interacciones cortas entre estudiantes y maestros para determinar la naturaleza de esas interacciones (positivas o negativas) y es lo suficientemente eficiente como para permitir que los observadores tomen nota de las interacciones de maestros con todos los estudiantes en el aula en un periodo corto tiempo.

En su estudio, Reinke y su equipo de investigación utilizaron el ST-CIO para observar a 53 maestros y 896 estudiantes en sus clases.

Ellos encontraron que su método de observación les permitió capturar las interacciones que eran consistentes con investigaciones anteriores. Reinke dijo que este modelo puede ayudar a los investigadores a estudiar de manera más eficiente la interacción estudiante-profesor, así como servir como una herramienta para los directores.

“El método es muy sencillo de practicar y podría proporcionar información a los directores, entrenadores y consultores para dar a los maestros observaciones valiosas en el aula y también es una excelente herramienta para darles a los maestros una valiosa retroalimentación constante.

“Esta retroalimentación puede ser útil para proporcionar a los maestros el conocimiento necesario de cómo interactúan con los estudiantes. Esto ayudará a los maestros a aprender a dirigir la atención positiva hacia los estudiantes con los que pueden tener regularmente interacciones negativas”.

Fuente: Journal Assessment for Effective Intervention

Deja un comentario