Elegir estar con otros en lugar de estar solo impacta más positivamente nuestro bienestar

Elegir estar con otros en lugar de estar solo impacta más positivamente nuestro bienestar

¿Disfrutamos más de nuestro tiempo cuando estamos solos o cuando estamos en compañía de otros? Un nuevo estudio realizado por investigadores de la Universidad Bar-Ilan en Israel descubrió que el elemento de elección en nuestras interacciones sociales diarias juega un papel clave en nuestro bienestar.

Las relaciones sociales estables conducen al bienestar. Pero los efectos de las interacciones sociales diarias (o del tiempo que se pasa uno solo) en el sentimiento momentáneo de felicidad no se comprenden bien. El estudio que mencionamos hoy, publicado en el Journal of Happiness Studies , sugiere que nuestro sentido de elección de estar con otros (o de estar solo) es un factor central que da forma a nuestros sentimientos en estos contextos.

Es importante destacar que se sugirió que la elección importa más ‘con otros’ que solo, porque las experiencias con otros son más intensas.

La investigación, dirigida por el Dr. Liad Uziel, del Departamento de Psicología de la Universidad Bar-Ilan, con el Dr. Tomer Schmidt-Barad, un postdoctorado en su laboratorio ahora en el Centro Académico Peres, consistió en dos estudios: un experimento que manipuló contexto social y estado de elección, y un estudio de muestreo de experiencia de diez días, que exploró estas variables en entornos de la vida real.

El estudio de muestreo de experiencia involucró a 155 estudiantes. Cada participante informó tres veces al día durante diez días consecutivos sobre experiencias sociales episódicas.

Se pidió a los participantes en cada “muestra” que informaran sobre su estatus social (solo/con otras personas), si estaban en esta situación por elección o no, y sus sentimientos (emoción positiva o negativa, satisfacción, sentido del significado, y sentido de control). En total, se recibieron más de 4.200 informes episódicos.

De estos, las personas estaban con otras personas el 60% del tiempo y solas el 40% del tiempo. Estaban en estas situaciones por elección propia en el 64% de las situaciones, y no por elección propia en el 36%. Esto indica que los estudiantes pasaban alrededor de un tercio de su día en situaciones sociales no elegidas (o solos).

Los participantes sintieron mayor satisfacción (felicidad) en compañía de otros que estando solos. Sin embargo, hubo grandes variaciones en la experiencia de estar con otros. El mayor grado de felicidad se sintió en compañía de otros por elección, pero el grado más bajo de felicidad en compañía de otros no por elección. Los efectos de estar solo sobre la felicidad también variaron según el estado de elección, pero en menor medida.

“La presente investigación amplía estas conclusiones al conocer las experiencias de las personas en la vida real, fuera del laboratorio, y al abordar el elemento de elección como un factor moderador importante”, explica el Dr. Uziel. “En ambos casos, las experiencias sociales son más intensas, para bien o para mal”.

El Dr. Uziel dice que la elección, o incluso un sentido subjetivo de elección, es un factor crucial que influye en la sensación de bienestar. Las personas se sentirán mejor si están solas por elección que si están con otros sin elección. Sin embargo, estar en compañía de otros por elección contribuye más a mejorar la sensación de bienestar en un momento dado.

Fuente: Universidad Bar-Ilan

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.