Existe un vínculo entre las actividades artísticas extracurriculares y las mejores calificaciones

Existe un vínculo entre las actividades artísticas extracurriculares y las mejores calificaciones

Un estudio realizado en Japón analizó cómo la participación en actividades de música y artes visuales después de la escuela afecta el rendimiento académico de los estudiantes. Los investigadores encontraron que participar en estas actividades estaba relacionado con un mejor rendimiento académico general.

Al principio, participar en actividades musicales tuvo un impacto negativo en las calificaciones en el primer año. Sin embargo, después de dos años, comenzó a tener un efecto positivo. El estudio fue publicado en el npj Science of Learning.

A menudo se cree que la educación artística cultiva la creatividad. Muchos lo ven como un complemento de la educación general destinada a preparar a las personas para carreras profesionales y el mundo del trabajo. Además de desarrollar habilidades artísticas, se puede decir que la educación artística promueve la autoexpresión y crea una apreciación permanente por el arte. En Japón, los estudiantes tienen clases regulares de arte durante todo el año. También pueden unirse a clubes culturales que se centran en actividades artísticas fuera del horario escolar regular.

Estudios previos han explorado la conexión entre la música, las artes visuales y el rendimiento académico. Si bien algunos estudios han demostrado una relación positiva, todavía hay debate sobre la naturaleza de este vínculo. Tampoco está claro cómo las habilidades desarrolladas en la música y las artes visuales se transfieren al rendimiento académico.

Los investigadores, Chiaki Ishiguro y sus colegas, querían profundizar en la relación entre el rendimiento académico y la educación musical así como en el artístico visual. Esperaban que participar en estas actividades condujera a un mejor rendimiento académico indirectamente, a través de un mejor rendimiento en las clases de música y arte. Creían que sobresalir en estas materias tendría un impacto positivo en el rendimiento académico general.

Realizaron una encuesta en estudiantes de secundaria en Japón que se centró en la participación en el arte como una actividad extracurricular. Los participantes fueron 488 estudiantes de 5 escuelas secundarias públicas en Sapporo, la capital de la prefectura de Hokkaido en el norte de Japón. Los estudiantes tenían entre 12 y 13 años de edad al inicio del estudio, 229 de ellos eran mujeres.

Los investigadores realizaron una encuesta de dos años en la que participaron estudiantes de secundaria en Japón. Los participantes eran de cinco escuelas públicas en Sapporo, Hokkaido. Recopilaron datos sobre el rendimiento académico de los estudiantes al comienzo del estudio y dos años después. También evaluaron el nivel socioeconómico de los estudiantes y recopilaron información sobre sus calificaciones en diversas materias, hábitos de aprendizaje y participación en actividades extracurriculares en diferentes momentos.

Probaron un modelo estadístico que proponía que la participación en actividades musicales extracurriculares afectaba directamente las calificaciones en música, lo que a su vez afectaba los resultados académicos generales calculados a partir de las cinco materias primarias. Probaron un modelo similar para las artes visuales. Los resultados mostraron que tales modelos de influencia son realmente posibles.

Sin embargo, si bien el modelo sugirió que las actividades de artes visuales tuvieron un impacto positivo en el rendimiento académico general, únicamente a través del vínculo con las calificaciones en artes visuales, las actividades musicales también tuvieron un efecto directo en el rendimiento académico general. En el primer año, este efecto fue negativo, lo que significa que participar en actividades musicales redujo el rendimiento académico.

Pero cuando se combina con el efecto indirecto positivo, el impacto general se volvió neutral en el primer año. Para el tercer año, la asociación se volvió positiva, lo que indica que participar en actividades musicales estaba relacionado con un mejor rendimiento académico.

«¿Por qué la participación en los clubes de música tuvo un impacto negativo en el rendimiento académico? Se informa de que los clubes de música, como el coro y las bandas de música, son los clubes culturales más frecuentes; Tales clubes requieren que los estudiantes practiquen extensamente para la interpretación instrumental y la adquisición de habilidades corales», escribieron los investigadores. «Por lo tanto, la carga sobre los estudiantes puede tener un impacto negativo en su aprendizaje de las materias principales durante el primer año después de unirse a un club».

«Sin embargo, después de unos dos años, los estudiantes se acostumbran a las actividades y adquieren suficientes habilidades. Tal aprendizaje musical en las actividades del club puede comenzar a tener un impacto positivo en sus académicos con el tiempo. Estos resultados apoyan que el efecto positivo de la participación de la música después de la escuela con el rendimiento académico general en estudios previos no se explicó por la participación, sino por el resultado del aprendizaje de la música».

Es importante tener en cuenta que el estudio no recopiló datos detallados sobre las actividades específicas en las que participaron los estudiantes. Además, los estudiantes que participaron en estas actividades extracurriculares fueron autoseleccionados y representan una pequeña porción de la población estudiantil. Por último, el diseño del estudio no permite establecer conclusiones definitivas de causa y efecto.

Fuente: npj Science of Learning

Articulo original: “Extracurricular music and visual arts activities are related to academic performance improvement in school-aged children”, autores: Chiaki Ishiguro, Toru Ishihara, y Noriteru Morita.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *